Please assign a menu to the primary menu location under MENU

GeneralPolítica

Armando Benedetti trabaja desde el Congreso para mejorar la salud pública en Colombia.

El decreto de dosis mínima en Colombia, avalado por el Presidente De La República, Iván Duque, ya es un hecho, permitiendo a la Policía Nacional, decomisar cualquier cantidad de droga que una persona lleve en la calle, así sea la dosis mínima, como estrategia del gobierno nacional para reducir el consumo y una reglamentación del Código de Policía que prohíbe consumir bebidas alcohólicas y sustancias psicoactivas en espacio público.

Este decreto ha causado controversia en los diferentes sectores. El Senador del partido de la U, Armando Benedetti, se ha pronunciado a través de su cuenta en twitter sobre esta decisión y los diferentes problemas de salud pública que afecta a los colombianos.

Por un lado, Benedetti indicó que esta medida no resuelve el problema del consumo ni del microtráfico. Por el contrario, aumenta la inseguridad en la calles, puesto que lo que Colombia necesita es una política pública de prevención, educación y tratamiento para atender a los consumidores y que el hecho de que el decreto de dosis mínima salga del Ministerio de Defensa es la prueba de que no hay una política de salud pública en el gobierno, tampoco prevención, educación y sustitución en la lucha contra las drogas. “¡Solo hay para el tráfico!”, no obstante, indicó que el Ministerio de salud debe acompañar el decreto.

Luego de que el Presidente se reuniera con la ciudadanía el pasado sábado 29 de septiembre, en Villavicencio y anunciara que la lucha contra las drogas ilícitas es integral y que ha llegado el momento de retomar la pedagogía desde las familias y los colegios para que los niños crezcan rechazando ese veneno. El Senador Benedetti felicitó este hecho y resaltó la importancia de abordarse también la sustitución de cultivos, políticas públicas de salud, prevención, educación, rehabilitación, producción, comercialización, tráfico y consumo.

Por otro lado el Congresista, calificó como aberrante el feminicidio del que fue víctima una niña de 10 años que había sido reportada como desaparecida en el municipio de Fundación y resaltó como los miles de casos como este, han quedado en la impunidad “no podemos permitir que siga sucediendo. Es increíble como los niños siempre terminan siendo el foco de violencia y eso solo demuestra lo descompuesta que está nuestra sociedad. Solidaridad para su familia”

Otro de los problemas que se enfrentan en Colombia en cuanto a salud pública es la despenalización y legalización del aborto. Armando mencionó que está de acuerdo, pero no hay mayorías en el congreso para ello, como tampoco la ha habido para sus proyectos de eutanasia y reproducción asistida e insistió llevará este proyecto a discusión.

Leave a Response