Capacitaciones en empresas: cuáles son las opciones

Internacionales

Manizales

Capacitaciones en empresas: cuáles son las opciones

Desde las más pequeñas hasta las más grandes, las empresas se encuentran en un mercado creciente y altamente competitivo. También deben enfrentarse a una gran variedad de demandas: desde aquellas específicas al rubro hasta del funcionamiento interno de la corporación, sin olvidar las relaciones con el exterior. Es fácil quedar desactualizado (en temas, en tecnología) y es fácil encontrar nuevas empresas que se dedican a nuevos temas. Entonces se eleva la pregunta: ¿qué capacitaciones puede ofrecer una empresa a sus empleados? Aquí proponemos una guía.

Tipos de capacitaciones

Capacitación para el trabajo

Está relacionada con la instrucción de un trabajo nuevo o una tarea nueva. Aunque normalmente sea utilizada para empleados recién incorporados, también puede darse en los casos de que un empleado alcance una nueva jerarquía o cambie de área de trabajo. Este tipo de capacitación en venta para empresas se relaciona con el uso de herramientas propias de la empresa y sus canales de comunicación y, también, con los recursos para trabajar.

  • Capacitación pre-ingreso: durante el proceso de selección, los empleadores pueden proponer situaciones de tareas específicas para poner a prueba al aplicante y ver su reacción y respuesta.
  • Capacitación de inducción o inducción laboral (“onboarding”): una vez que el aplicante ha sido contratado y pasa a ser parte de la empresa, se propone una instrucción profunda sobre el manejo interno de la compañía. Esto no solo incluye el conocimiento de las tareas específicas y cómo realizarlas (se suele incluir una práctica, acompañada por otro integrante del equipo), sino también sobre los valores y la misión de la corporación. Desde capacitación en ventas para empresas importantes hasta uso de tecnología, sin olvidar relaciones con jefes y compañeros, estas capacitaciones son necesarias para la eficiencia del empleado.
  • Capacitación promocional: como hemos mencionado, un empleado puede ser ascendido en jerarquía dentro de la empresa. Esta promoción deberá estar acompañada por la capacitación pertinente para poder realizar las nuevas tareas, enfocadas mayormente en el mejoramiento de habilidades ya existentes o en la creación de habilidades nuevas.

Capacitación en el trabajo

A pesar de que cada colaborador tenga sus propias tareas dentro de la empresa, es aconsejable que no desconozca completamente las tareas de sus compañeros para que, en los casos de que la compañía decida hacer una rotación dentro del personal o en los casos de ausencia de uno de los empleados, el flujo de trabajo no se detenga por completo.

Dentro de este tipo de capacitaciones se encuentran los cursos, diplomados o talleres para impulsar el desarrollo de los empleados tanto en habilidades en concreto como en nuevas prácticas.

  • Capacitación en capacidades blandas o “soft-skills”: si bien las capacitaciones técnicas no carecen de importancia, las habilidades blandas están volviéndose progresivamente un centro de atención. Desde resolución de conflictos hasta trabajo en equipo, estas capacitaciones ayudan a localizar y saber aprovechar las aptitudes de los empleados. Focalizan en elementos como inteligencia emocional, manejo del tiempo, organización, toma de decisiones y manejo del estrés, entre muchos otros. De esta manera, se promueve la creatividad, eficiencia e innovación.
  • Capacitación en liderazgo: dentro de las capacitaciones en habilidades blandas, pueden incluirse aquellas dedicadas al liderazgo, que se centran en estrategias, gestión de proyectos, relaciones interpersonales y comunicación desde una perspectiva gerencial, ya que están planeados para posiciones del tipo director, CEO o manager. Si se requiere que las personas en esta posición, asimismo, transmiten información al resto del equipo, se necesitará una capacitación conductual, basada en valores corporativos, pensamiento estratégico, manejo de herramientas y gestión de conocimientos.
  • Capacitación en habilidades cognitivas: relacionada principalmente con las áreas internas de cada trabajador, buscan potenciar la resolución de problemas, el razonamiento, la toma de decisiones y el reforzamiento de la memoria. Si bien tiene muchos puntos en común con las habilidades blandas, no está alejada de las capacitaciones habilidades duras, ya que puede incluir talleres de escritura, tecnología, marketing u otras áreas específicas.

Capacitación informal

Si te encuentras con una dificultad que no sabes cómo resolver por desconocimiento, te acercas a un compañero con más experiencia o a un jefe, y este te enseña cómo resolver ese obstáculo, ya sabes lo que es una capacitación informal. Se da en un nivel diario, sin horarios, cuando un capacitador instruye a un empleado en una tarea nueva o en el perfeccionamiento de otra.

Capacitación formal

 

La empresa ha firmado contrato con una compañía en China y se necesita que los empleados puedan comunicarse en ese idioma. Se instala un nuevo programa en los operadores. Se debe vender un nuevo producto. Inicia un nuevo proyecto que necesita un tipo de conocimiento específico. Todos estos escenarios conllevarán la necesidad de capacitaciones formales: cursos, talleres o seminarios de duración variable (desde un día a meses) para que los empleados puedan enfrentar satisfactoriamente esa nueva demanda. Desde capacitación para vender hasta capacitación de habilidades técnicas (tecnologías o herramientas digitales), pueden darse de manera individual o grupal.

Capacitación vivencial

Este tipo de capacitaciones se centra en la experiencia por sobre el intelecto. Busca, a partir de la práctica en los lugares donde se lleva a cabo la producción de las actividades, que los empleados las vivencien más que informarse sobre ellas. De esta manera, no solo se fortalece el sentido de compromiso para con la empresa, sino que también se profundizan los vínculos entre compañeros. Estas dos cualidades, en conjunto, son proclives a aumentar la productividad.

Capacitación en seguridad y salud

No importa a qué rubro se aboque la empresa: la salud de los empleados estará implicada desde posturas para sentarse hasta manejo de materiales riesgosos. Estas capacitaciones se centran no solo en la prevención de malestares, sino también en los cuidados durante la ejecución de determinadas tareas. Dentro de esta categoría podemos incluir a las capacitaciones en primeros auxilios, ya que ambas conciernen la integridad física de los empleados y deben realizarse periódicamente. Lo más recomendable es que se realicen una vez por año.

Un buen ambiente laboral con empleados efectivos que se relacionen armónicamente entre ellos: todo está a una capacitación de distancia.

Facebook
Twitter
LinkedIn

Noticias Relacionadas